Bienestar


Salud mental a debate: por qué es importante perder miedo a ir al psicólogo

Salud mental a debate: por qué es importante perder miedo a ir al psicólogo | La Crónica de Hoy

Foto: Especial

La salud mental ha entrado en el debate político y en el social. Cada vez son más los famosos que reconocen abiertamente que en la actualidad o en algún momento del pasado han necesitado de un profesional de psicología para superar algún problema de salud mental. Sin tabús ni eufemismos. Sin embargo, los psicólogos alertan que aún queda mucho camino por recorrer para eliminar por completo ese miedo a reconocer la necesidad de ayuda profesional.

Y es que, como apuntas Psicólogos Madrid, aún permanece esa idea falaz de que acudir a terapia psicológica implica que se ha fracasado a nivel personal, que se es una persona débil. "Al contrario. Asumir internamente que necesitamos la ayuda de profesionales para superar determinadas situaciones es un primer paso, importante, para dar con la solución", remarcan, para añadir que se trata de una vía de autoconocimiento determinante.  

Razones por las que acudir a un psicólogo es de valientes

El psicoterapeuta, explican Psicólogos Madrid, referentes del campo en la capital, es un profesional de la salud mental que te ayuda a emponderar frente a las circunstancias vitales gracias a sus amplios conocimientos y experiencia en campos como el pensamiento, las emociones y la conducta humana. 

En las consultas de terapia psicológica se aborda el problema desde la óptica de la confianza nunca juzgando. Es importante, eso sí, que exista ese vínculo entre paciente y psicólogo para que la terapia consiga el resultdo esperado, ya que en las consultas el individuo debe hablar con plena libertad para llegar a fondo a conocer sus pensamientos y sensaciones, y a raíz de ellos, extraer el conocimiento para manejarlos y que no dominen su vida.  Ese momento se denomina catarsis, e implica una gran liberación de emociones negativas. 

Los conflictos personales y familiares son otro de los factores que influyen directamente en la salud mental. Aprender a relativizar cada situación de tensión y afrontarlo son herramientas de las que dota las sesiones con un psicoterapeuta. Además, ayuda a romper con las creencias limitantes y los valores cerrados que en muchas ocasiones se afianzan en el pensamiento, y que tienen su traslación en las actitudes hacia la vida. 

Con todo, el objetivo máximo de una terapia con un psicólogo pasa por que la persona consiga vivir en armonía consigo misma y con los demás. En definitiva, contar con el apoyo de un psicólogo ayuda a tener control sobre nuestra vida y las emociones. 

Situaciones en las que un psicólogo será tu mejor aliado

¿Cuándo acudir al psicólogo? Esa es una pregunta clave que muchos ciudadanos se hacen antes de tomar la decisión adecuada. Psicólogos Madrid explica algunas situaciones habituales y cómo ayuda una terapia profesional. 

 

  • Trastornos de ansiedad (TA): se caracterizan por la presencia de temores y preocupaciones extremas que no desaparecen con el tiempo y que interfieren con el normal desarrollo de la vida cotidiana.
  • La depresión: esta enfermedad mental puede estar agravada por otras (bipolaridad) o surgir en algún momento de la vida de la persona. Se presenta en forma de desesperanza continua, ausencia de cualquier motivación, y descuido en las relaciones sociales y personales. En este caso, la presencia del psicólogo puede ayudar, si el paciente pone de su parte, a encontrar el equilibrio vital para convivir con sus propios pensamientos y que estos no le dominen ni determinen su vida. 
  • Esquizofrenia: está catalogada como enfermedad mental. Hace que la persona deje de percibir la realidad en la que se mueve y cree una nueva. Cada caso es diferente, pero puede derivar en cuadros de delirio o alucinaciones. 
  • Trastorno bipolar: esta enfermedad mental implica para la persona vivir en periodos de éxtasi seguidos por una caída a la depresión profunda. La genética y los factores ambientales se encuentran entre los principales factores desencadenantes. La convivencia con estas personas es muy difícil, y se recomienda que asista a terapia también el círculo próximo a fin de que todos sepan gestionar las situaciones y emociones que se viven en los diversos momentos de la enfermedad. 
  • Trastornos alimenticios: están marcados por hábitos alimenticios anormales que tienen una traslación negativa en la salud física y mental de la persona que los padece. Entre ellos se encuentra el trastorno por atracón (consumo compulsivo de gran cantidad de alimentos en un periodo corto de tiempo), la anorexia nerviosa (el enfermo restringe el consumo de comida con lo que baja de peso hasta situaciones alarmantes) o la bulimia nerviosa, que supone que después de un atracón, se tienda a forzar la eliminación de lo ingerido. 

Psicólogos Madrid insiste en que hoy en día es muy fácil tener ese primer contacto con los profesionales de la psicología. No siempre se requiere una reunión presencial con el psicoanalista en cuestión, sino que gracias a la evolución tecnológica se pueden resolver algunas cuestiones básicas. Las herramientas más comunes para ello suelen ser las videollamadas a través de distintas plataformas, como Google Meet, Zoom.

 

Comentarios:

Destacado: